Hay veces que nos podemos sentir como idiotas, y nos dedicamos a limitarnos sin sentido. Nos decimos muchas veces:

  • No soy luchadora. no soy tu camino.
  • No soy buena amante, ni soy buena esposa.
  • No soy una flor ni un trozo de pan.

 

Y es que tenemos una sensación de impotencia, y nos decimos muchas veces:

  • Puede que mañana me quiera ir.
  • Puede que mañana sea la vida.
  • Y puede que no exista mañana.

Aunque nos queda el consuelo de que en el fondo queremos, y

  • No quisiera perder tu tren y saber lo que es malgastarte.
  • Podría coger cualquier autobús con tal de un beso más.
  • Pero tengo pensado el lugar y ya no puedo hacerlo igual.

No nos castiguemos, ¡NO SOMOS IDIOTAS!

  • Por tener que recordar la última vez que te pedí tu amor.
  • Por colgar tus besos con un marco rojo por si ya no vuelvo a verlos más.
  • Por perderlo por si acaso te marchavas ya.

Gracias a Nena Daconte, por recordarnos que no tenemos que ser idiotas. No lo olvidemos o lo podemos perder todo en un momento.

¡Recibe cada nuevo artículo por e-mail!

Incluye tu e-mail y serás el primero en recibir cada nueva entrada (NO SPAM)


GRACIAS POR COMPARTIR: Este contenido se puede compartir donde gustes bajo normas COPYLEFT


Acerca de 

Considerado un pionero en comunicación y crecimiento personal y profesional. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora aplicación de la felicidad miGPSVital, basada en la Metodología Autocoaching. Autor de cuatro libros de crecimiento personal y decenas de artículos.

Pin It on Pinterest

Share This