Hay situaciones que no consigo entender “ni arto vino”. Se puede comprobar estos días en la prensa cómo intentan perseguir sin sentido a Sergi Arola, un grande de la cocina en España. Como menciona el periódico El Mundo:

Seis funcionarios del Ministerio de Hacienda precintaron ayer, en pleno servicio de comidas, la bodega, la coctelería y la mesa dispuesta en la cocina del restaurante por una deuda de 148.000 euros a la Agencia Tributaria y de 160.000 a la Seguridad Social.

Sergi Arola es uno de los cocineros, junto con Arguiñano o  Ferran Adrià, que hacen vibrar por todo el mundo la marca España. Sergi tiene las magníficas estrellitas Michelín, vamos, que sabe cocinar maravillosamente. Por lo poco que he podido ojear es una persona que abandera su cocina por muchos países y tiene un estupendo restaurante en Madrid. Sí, debe unos 300.000 euros al fisco, y supongo que lo estará intentando pagar como buenamente puede (lo cierto es que tiene avales más que suficientes). ¿O es que España no tiene deudas?

Spain Crisis
Pero en España, donde muchos funcionarios parecen sacados del circo, se dedican a ir al restaurante de Sergi Arola -repito uno de los mejores del mundo- ¡a precintar su bodega de vino en presencia de los clientes! Me río porque además mandan a seis funcionarios… supongo que habría algunos mirando, porque precintar una bodega de un restaurante no parece tarea compleja.

Me resultó llamativo el comentario de Sergi Arola, que indicaba que por qué no precintaban los estadios de fútbol, que deben muchos más millones. Total, sería sólo precintar la portería, y supongo que con un par de funcionarios seguro que se hace rápido. Esto demuestra que cuando un país ahoga al empresario, a la PYME, está destinado a no levantar cabeza. Lo digo porque lo he vivido, y tengo bien presente que aunque España es un país maravilloso, está dirigido ahora por muchísimas personas ineptas. Ineptas, incompetentes, o ladrones, usen la palabra que más les guste.

Sergi Arola, al igual que muchas personas que conozco, no tiene ningún problema en largarse del país. Hay algunas personas que piensan que los países de origen son sagrados, pero personalmente pienso que son como las chaquetas, que te debes poner la que mejor te encaje. Son muchos los ejemplos que demuestran que la movilidad en este siglo es fundamental para tener una mejor vida. ¿O es que se piensan que a Gérard Depardieu le importa no tener la residencia en Francia?

¡Recibe cada nuevo artículo por e-mail!

Incluye tu e-mail y serás el primero en recibir cada nueva entrada (NO SPAM)


GRACIAS POR COMPARTIR: Este contenido se puede compartir donde gustes bajo normas COPYLEFT


Acerca de 

Considerado un experto en felicidad y pionero crecimiento personal y profesional. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora Tecnología de la Felicidad (miGPSVital y miGPSProfesional), basada en la Metodología Autocoaching. Autor de cuatro libros de crecimiento personal, decenas de artículos. Conferenciasta internacional que no deja indiferente.

Pin It on Pinterest

Share This