Les voy a explicar por qué algunos políticos nos están llamando tontos a la cara. Por cercanía, permítanme usar los diez mandamientos, en este caso el Decálogo de la Iglesia Católica. Utilizo el símil con la Iglesia Católica pero sírvase de utilizar los que más guste de su religión, pues serán muy parejos.

Nos vamos al quinto mandamiento y leemos: “No matarás”. Perfecto, sin problemas. Obviamente, allí donde haya países que hospeden a terroristas, armas de destrucción masiva, o cualquier cachivache que esté destinado a matar sin sentido… pues habrá que poner remedio al asunto. Son los malos… pum, pum, pum, plaf, plaf, plaf, pum, pum, pum… venga nos liamos a tiros como los antiguos cowboys y los aniquilamos. Obvio los ejemplos, porque a todos nos habrá venido a la mente un presidente de uno de los países más ricos del mundo (en dinero, no en coherencia), invadiendo con placer medio oriente medio.

Ahora vamos al séptimo mandamiento, “No robarás”. Aplicando la misma regla del punto anterior… pues habrá que exterminar los países que roben. O mejor dicho… los que ayudan a la gente a robar, a evadir impuestos. Mmm… ¡qué fácil! ¡me la sé! ¡me la sé! ¡me la sé! Eso son los paraísos fiscales. Cierto… ¡ha ganado el premio! Incluso para más detalle, ya que en los paraísos fiscales pagan impuestos los residentes (glup!), habría sólo que cerrar los bancos offshore y las sociedades IBC (International Business Companies).

Para ser justos, ya que habrá algún ladrón muy listo, habrá que aplicar una regla adicional. A todo el que se le detecte dinero y no lo entregue a causas benéficas, deberá ser puesto en tela de juicio. Sería sencillo pensar que alguien con mucho dinero, habla con su amigo el banquero, y pone muchos millones de euros y dólares a nombre de un pobre inocente … ¡y no es plan de investigar a gente con principios!

¿Adivinan cuánto presupuesto en defensa se ha destinado para bombardear estos países que están ayudando a que la gente robe? ¿Adivinan ya cuántas bombas han lanzado sobre este conjunto de países que no son precisamente pocos? ¿Adivinan que tienen el 25% de la riqueza mundial pese a que son países que ni suman la mitad del tamaño de Irak? Patético doble rasero.

Despertemos… movimientos como el 15-M, sin entrar en su estructuración o funcionamiento, son necesarios para que abramos los ojos. Nos sobran comediantes mentirosos y nos faltan personas capaces de dirigir un nuevo mundo. Amén.

¡Recibe cada nuevo artículo por e-mail!

Incluye tu e-mail y serás el primero en recibir cada nueva entrada (NO SPAM)


GRACIAS POR COMPARTIR: Este contenido se puede compartir donde gustes bajo normas COPYLEFT


Acerca de 

Considerado un pionero en comunicación y crecimiento personal y profesional. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora aplicación de la felicidad miGPSVital, basada en la Metodología Autocoaching. Autor de cuatro libros de crecimiento personal y decenas de artículos.

Pin It on Pinterest

Share This