Aunque no lo parezca, la queja es como una bendición, ya que nos permite crecer. Hay estudios que muestran que la mayoría de los clientes insatisfechos (salvo en situaciones de monopolio o de altas barreras de salida) no se quejan. O lo hacen a su manera: se van directamente a la competencia. Por tanto, aprendamos a quejarnos y a escuchar las quejas, porque es la manera de conseguir avances en nuestro entorno.

Ahora bien, de la queja a la memez -una queja sin motivo o sin sentido común, formar una queja (según la R.A.E.), o como en algunas culturas se entiende como una pavada, bobada, o boludez- hay sólo una pequeña línea divisoria que mucha gente acostumbra a pasar por inercia. Una empresa, organización o persona que no escuche y analice las quejas con sus sugerencias, haciendo simplemente oídos sordos a las reclamaciones, acaban tropezando con la misma piedra.

Aquí tienen un pequeño decálogo para distinguir la queja de la memez que muestro en mis talleres:

  1. La queja se argumenta y se indica qué cosas se deberían hacer o decir distintas. La memez no.
  2. La queja indica rápidamente la norma, artículo, o regla que se está rompiendo. La memez no.
  3. La queja se fundamenta y se aplica con referencias de casos parecidos. La memez no.
  4. La queja evita adjetivos calificativos que no sean cuantificables. La memez no.
  5. La queja requiere de inteligencia para su interpretación. La memez no.
  6. La queja es un requisito indispensable para el cambio. La memez no.
  7. La queja acepta la mediación para encontrar una solución. La memez no.
  8. La queja acepta que se puede haber equivocado por haber realizado interpretaciones incorrectas. La memez no.
  9. La queja mueve a la acción. La memez no.
  10. La queja sirve para crecer desde el respeto. La memez no.

Ahora la pregunta para que reflexiones, ¿te quejas o no paras de decir memeces sin sentido? Es tu elección.

 

Pulsa sobre la imagen y podrás disfrutar en video de esta reflexión

Cómo parar de quejarse



GRACIAS POR COMPARTIR donde gustes bajo normas COPYLEFT


Felicidad en tu Android

APP Apple Happiness Play

Felicidad en tu iPhone

APP Google Happiness Play

Título
¿Quejarse por todo? | ¿Qué pasa cuando te quejas por todo?
Nombre del artículo
¿Quejarse por todo? | ¿Qué pasa cuando te quejas por todo?
Descripción
Aunque no lo parezca, la queja es como una bendición, ya que nos permite crecer. Ahora bien, de la queja a la memez -una queja sin motivo o sin sentido común, formar una queja hay sólo una pequeña línea divisoria que mucha gente acostumbra a pasar por inercia. Una empresa, organización o persona que no escuche y analice las quejas con sus sugerencias, haciendo simplemente oídos sordos a las reclamaciones, acaban tropezando con la misma piedra.
Autor
Escritor
Happiness Play
Logo
Pedro Amador
Sígueme

Pedro Amador

Director at Happiness Play
Considerado un experto en felicidad y pionero crecimiento personal y profesional. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora Tecnología de la Felicidad (Happiness Play y Happiness Play Pro), basada en la Metodología Autocoaching. Autor de cuatro libros de crecimiento personal, decenas de artículos. Conferenciasta internacional que no deja indiferente.
Pedro Amador
Sígueme

Pin It on Pinterest

Share This