¿Cómo te sientes?

Reflexión de
February 20, 2020 9:50 pm

Es sencillo, lo primero que te vendrá a la cabeza será algún adjetivo como bien, normal, regular, mal… quizás incluso respondas con alguna frase hecha “voy tirando”, “podía ir mejor”, “soy feliz no me puedo quejar”, “se hace lo que se puede”, "avanzamos que no es poco", "la voy llevando", "podría ir mejor". No hay problema, según el día, pensarán cosas más o menos parecidas.

Vamos a usar nuestra imaginación, por descabellado que parezca, haremos un ejercicio de reflexión interior. Empecemos imaginando que tenemos una pierna inmovilizada, y volvamos a la pregunta anterior, ¿cómo te sientes? Ahora incluirías cosas como paralizado, inmóvil, lento, o frases hechas como “no me puedo ni arrastrar”, “ando a medio gas”, “he metido la pata hasta el fondo”.

¿Y cómo te sientes?

Profundicemos un poco más he imaginemos que nos falla también una mano. Ahora se está complicando la cosa, y nuestra mente ya empieza a usar adjetivos como inútil, incapaz, incompetente, por no decir cosas como “me siento un cero a la izquierda”, “estoy hecho mierda”, “estoy tocado”.

¿Y cómo te sientes ahora?

¿Vamos un poco más lejos? Imaginen ahora que apenas pueden ver, y que todo lo que perciben tienen que hacerlo a medio ojo y a una distancia lejana. Vamos, que su percepción visual de las cosas se ha vuelto inservible, improductiva, inerte, o como seguro pensarían, “no veo tres en un burro”, “veo menos que Pepe Leches”, “no valgo para nada”.

¿Les suena familiar alguna frase? ¿Se han dado cuenta de cuántas cosas parecidas se han dicho en los últimos tiempos pese a estar enteros? Espero que no les falte nunca nada, porque sólo entonces, se darán cuenta de que muchas veces, se antepone la queja sin sentido. Valoremos lo que tenemos, porque quizás nos falte de verdad, y créanme, entonces puede ser tarde.

¿Cómo saber cómo me siento?

Para saber cómo se siente uno hay que empezar por valorar todo lo que se tiene, aunque no se use. Después ya pensaremos en los extras. En mi caso tengo algunas secuelas físicas y no estoy bien del todo. Pero me siento muy muy muy bien. No pierdo la sonrisa.

Reflexiones relacionadas
Pedro Amador

Considerado un experto en felicidad y pionero crecimiento personal y profesional. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora Tecnología de la Felicidad Happiness Play, basada en la Metodología Autocoaching. Autor de cuatro libros, decenas de artículos. Conferencista internacional. GRACIAS POR COMPARTIR estas frases y reflexiones bajo normas COPYLEFT

Ver reflexiones y comentarios

  • Uff has adivinado mi respuesta de hoy "no nos podemos quejar" así que voy a rectificar a partir de "ya" y comparto tu respuesta "muy, muy bien" seguro que doy mas confianza. Un abrazo y mis mejores sonrisas

  • Pedro, es tan importante sonreír como ser agradecido y feliz !.. Te regalo mi primera sonrisa del día 04/10/2011... :D..!!!! Un abrazo, saludos.

  • Opino que problema no es qué no tienes sino qué necesitas. En lo clásico, el qué necesitas es mas bien el qué crees necesitar y he ahí gran parte del problema habitual ¿no crees?

    • José María, muchas gracias por tu comentario. Tienes mucha razón, y ya lo ponía Maslow en su pirámide. Pero en muchos casos nos enseñan al eterno inconformismo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked*

Esta web usa galletitas