Aprendamos a no dar tantas explicaciones

Reflexión de

¿Dar explicaciones a todo el mundo? Vivimos en una época donde la hiperconectividad nos hace sentir como si estuviésemos perpetuamente bajo el microscopio de las expectativas ajenas. Esta exposición constante nos empuja, a menudo, a justificar nuestros actos, pensamientos, y decisiones ante un público invisible pero omnipresente.

"No vivas dando tantas explicaciones: tus amigos no las necesitan, tus enemigos no las creen y los estúpidos no las entienden"

Me encantó la frase, es lo que tiene dormir pegado a Facebook que vale sólo para matar el tiempo (porque para todo lo demás está LinkedIn, Twitter, Instagram o Tik Tok). La frase me llegó al alma, porque me he dado cuenta ¡la de tiempo que he perdido con muchas personas dando explicaciones! Al principio pensaba que no me explicaba bien, que quizás no era muy político. Después pensaba que no me querían escuchar porque sería como ver zona de confort ejemplos.

No dar explicaciones

Hoy ya entendí que me puedo ahorrar el tiempo: son meros estúpidos, o como me gusta denominarlos en este blog, puros incompetentes profesionales que siguen a alguna cucaracha humana. Aprender a no dar tantas explicaciones es liberarse de la carga de la aprobación externa y abrazar la plenitud de ser uno mismo, sin reservas. Es un camino hacia la autenticidad, donde lo único que realmente importa es tu propia aprobación y la paz que viene con ella.

Lo cierto es que no tengo porque dar explicaciones. La próxima vez que lea una entrada mía, tenga presente que si la lee con atención, verá que está argumentada, y siempre abre un diálogo a nuevas posibilidades (que ojo, también me puedo equivocar). Si no dialoga, y sólo critica, mire bien la foto, porque sólo estará haciendo el estúpido. Disfrute, porque no tendrá más explicaciones.

Recuerda: no hay que dar tantas explicaciones.

Te gustará este video con reflexiones sobre la vida importantes que te ayudará a dejar de dar tantas explicaciones.

Ver reflexiones y comentarios

  • Genial consejo. Yo hablo y hablo y, claro, doy explicaciones muy detalladas... demasiado. Efectivamente, llega un punto de la conversación en que me doy cuenta de que no les interesa y que desconectan. Tu post es el toque de alerta que necesitaba, gracias. Como dice Amaia, a ver si aprendo de una vez. Un saludo

    Cancel reply

    Leave a Reply

    • ¡A por ello Rocío! Muy agradecido si compartes el blog.

      Cancel reply

      Leave a Reply

  • En mi opinión, los que soñamos con crear una nueva perspectiva creemos que dando explicaciones podemos persuadir a los demás a mover su energía en positivo, sin embargo, tienes un punto Pedro, para qué dar tantas explicaciones?, al vivir en una nueva perspectiva y proyectarla decimos mucho más que con palabras y aún así habrán ciegos, sordos, necios y estúpidos. Saludos

    Cancel reply

    Leave a Reply

  • Para eso los alemanes son muy directos, no es no, no lo dicen mal, lo dicen del tirón, en nuestra cultura mediterránea efectivamente, gastamos muchísimo tiempo en dar explicaciones, y eso al final nos puede hasta hacer quedar mal. No con puño de hierro en guante de seda, pero No.

    Cancel reply

    Leave a Reply

    • Lara, muchas gracias por el comentario con el que obviamente me encuentro totalmente de acuerdo porque he trabajado con muchos nórdicos y he comprobado eso. Muy agradecido si compartes el blog.

      Cancel reply

      Leave a Reply

  • ¡¡Muchas gracias!!
    Yo muchas veces tengo las mismas sensaciones.
    A ver si aprendo ya...
    ¡¡Feliz día!! ;-)

    Cancel reply

    Leave a Reply

Leave a Reply

Compartir
Pedro Amador

Conferencista internacional considerado experto en felicidad y comunicación. Colabora numerosas veces en TV, radio o prensa y ha desarrollado la innovadora Tecnología de la Felicidad Happiness Play, basada en la Metodología Autocoaching, que empezando con la rueda de la vida te ayudará a gestionar la felicidad. Autor de cuatro libros, decenas de artículos y videos blogs. Profesor asociado en varias universidades.

Reflexiones recientes

Reflexión de
Pedro Amador
hace % días
Reflexión de
Pedro Amador
hace % días